Guía para la piscina conectada

La domótica y los objetos conectados no son algo nuevo; son tecnologías que existen desde hace más de 30 años, pero  ¿por qué se han convertido en el centro de atención en los últimos años?

La explicación está en la evolución que estas tecnologías han experimentado en los últimos años. Los objetos ocupan ahora menos espacio, se configuran fácilmente y su coste ha disminuido de forma significativa. Por no hablar del cambio en nuestro patrón de consumo de smartphones y tablets, objetos omnipresentes en nuestro día a día.

La domótica se ha convertido en algo accesible para la gran mayoría.

Casas, coches y jardines están conectados y las piscinas y los spas han seguido también esta tendencia para facilitar la vida de los consumidores y ofrecer un mayor nivel de confort y seguridad.

¿Cuáles son los componentes de una piscina conectada?

El elemento más importante es la piscina. Pequeña, grande, bien equipada o con un equipamiento mínimo, existe la instalación adecuada para ella.

Otro componente fundamental es el objeto o la instalación que convierte la piscina en una piscina inteligente. Dicho equipamiento varía en función de la piscina y las necesidades del usuario. Existen equipamientos sencillos y otros mucho más complejos para cubrir todas las áreas: análisis del agua, tratamiento del agua, iluminación, bombas de calor, etc.

Como el nombre sugiere, para tener una piscina conectada también se necesita un medio de conexión. Hay varios tipos de redes de telecomunicación. La más conocida es la red inalámbrica Wi-Fi. Su consumo y su coste son elevados. Bluetooth, por su parte, es una red inalámbrica de corto alcance que permite la transmisión de una pequeña cantidad de datos a bajo coste y bajo consumo.

La rápida emergencia de los objetos conectados ha provocado la aparición de nuevas tecnologías de conectividad a bajo precio y con un bajo consumo energético, redes que están diseñadas para transmitir una cantidad limitada de datos a larga distancia. En esta categoría, destacan dos tecnologías: Sigfox y LoRa.

Redes celulares 3G y 4G. Funcionan gracias a una tarjeta SIM en el dispositivo. Esta tecnología posibilita la recogida y transmisión de grandes volúmenes de datos. Su consumo de energía es bastante elevado y relativamente costoso.

Para finalizar la lista de elementos necesarios, el smartphone tiene un papel fundamental en la conexión de una piscina. Es la interfaz intermedia entre la piscina y el usuario. Actúa como informador, ya que comunica la información del dispositivo al usuario, y como ejecutor, porque ordena a las instalaciones la ejecución de diversas acciones.

La domótica y los objetos conectados han venido para quedarse. No se trata de una moda pasajera, sino de la premisa del futuro.

Consejo: acostúmbrate a ellos lo antes posible para no quedar desfasado.

5 pasos para abrir tu piscina a la conectividad

¿Sabías que ya es posible controlar los sistemas de riego o la iluminación con una aplicación móvil? ¿Conocías que puedes saber el estado de tu piscina en tiempo real, incluso en la distancia? ¿Habías pensado que conectar tu piscina a internet también se traduce en un ahorro en las soluciones de mantenimiento? Si quieres abrir tu piscina a la conectividad pero no sabes por dónde comenzar, te damos cinco consejos clave que te ayudarán a dar los primeros pasos para que tu instalación se adapte a sus nuevas, múltiples y sorprendentes posibilidades.

1.- Muéstrate receptivo a la conectividad y al Internet de las Cosas

Avanzamos hacia sociedades globales en ciudades cada vez más inteligentes. La extracción de datos y su análisis resulta clave para fomentar un tejido urbano que se adapte a las necesidades concretas de los ciudadanos que viven en ellas. Desde el control del tráfico a la gestión de residuos, pasando por la optimización de los servicios comunitarios. En el futuro, nuestras casas también seguirán este modelo y la piscina no será ajena a esta nueva propuesta de consumo que favorece el equilibrio y la sostenibilidad.

2.- Los dispositivos inteligentes existen para todo tipo de presupuestos, ¡defínelo!

Antes de comenzar a abrir tu piscina a la conectividad, fija un presupuesto y ajústate a él. Recomendamos pensar en las necesidades a corto y a largo plazo. Esto permite valorar la inversión inicial, la rentabilidad y definir el ahorro que puede ofrecer el dispositivo en toda su vida útil.

Fluidra Connect

3.- Encuentra el equipo correcto que se ajuste a tus necesidades y a las características de tu piscina

En el catálogo de Fluidra Connect se pueden conocer los beneficios y características de los más de 100 productos compatibles que se pueden conectar a internet: productos de tratamiento de agua, iluminación, limpieza, filtración, climatización, etc.

4.- Contacta con un experto para que te aconseje

Si tienes dudas sobre qué equipo se adapta mejor a tu instalación, no lo dudes, contacta con nosotros para que te asesoremos y te ayudemos a conectar tu piscina a internet.

5.- Simplemente, disfruta

El Internet de las Piscinas (IoP) ha llegado para que puedas relajarte y aprovecharte de todos sus beneficios. Una piscina conectada es también sinónimo de una vida más tranquila. Así que, simplemente, descansa y disfruta.

Descubre cómo digitalizar tu piscina

Una piscina conectada ayuda a controlar qué está ocurriendo en ella en todo momento y nos da la tranquilidad de saber que podemos tenerla bajo control incluso en la distancia. Además, la tecnología permite hacer un uso más eficiente del consumo de energía de todos los sistemas integrados en ella, conseguir un ahorro significativo en productos para su mantenimiento, consultar los consejos de los expertos, programar el encendido o apagado de las bombas de calor, etc.

El Internet of Pools es ya una realidad que permite el acceso a los sistemas del jardín y la piscina con la mayor simplicidad y rapidez posible. ¿Te gustaría conocer algunas de las soluciones más innovadoras del momento?

Blue by Riiot

El sensor Blue by Riiot junto a su app para smartphone permite recoger datos de tu piscina y te indicará, en todo momento, si el agua está perfecta para el baño. De lo contrario, esta aplicación te sugerirá la solución más apropiada para que pueda volver a estar disponible en el menor tiempo posible.

Blue by Riiot conoce la calidad del pH del agua, detalla cuáles son los niveles de desinfectante en el vaso, muestra datos sobre los sólidos disueltos, ofrece indicadores de salinidad, informa sobre la temperatura de la piscina o, incluso, indica cómo serán las condiciones meteorológicas a lo largo del día.

El sensor Blue puede operar en piscinas con todo tipo de formas; redondas o rectangulares y sea cual sea su forma o disposición; enterradas o a nivel de suelo. Además, sus algoritmos y sensores inteligentes (desarrollados con la tecnología Riiot Labs) lo convierten en la herramienta imprescindible para conocer el estado de la piscina en tiempo real.

La aplicación, intuitiva, precisa y gratuita, es recomendable para quienes quieren asegurarse de que el agua de la piscina está en condiciones óptimas todos los días del año. Además, es un sistema muy indicado para optimizar su mantenimiento, ahorrar en productos químicos y conocer con exactitud cómo equilibrar los parámetros, siguiendo los consejos de la app que han sido diseñados por un equipo de expertos en piscinas.

Este pequeño aparato es un elemento flotante que no requiere ninguna instalación y que funciona en cualquier tipo de piscinas. Si tienes alguna duda sobre cómo activar y mantener el sensor Blue, puedes consultar los vídeos de AstralPool en su canal de YouTube.

EvoLine

Otra forma de controlar nuestra piscina es a través de bombas de calor que permiten monitorizar el calentamiento, el apagado y encendido, el modo de funcionamiento o los mensajes de alarma a través de una aplicación móvilEvoLine es el modelo que se ajusta a estas características. Esta bomba de calor integra una app de descarga gratuita que permite su manejo a través de la tecnología wifi. Por sus características, es un modelo sostenible, de bajo consumo, respetuoso con el medio ambiente y adaptado con las últimas novedades en control a distancia. A través de su aplicación libre permite conocer la temperatura de la piscina, consultar los parámetros del sensor y encender, apagar o dejar programada la bomba de calor, entre otras funciones.

Fluidra Connect

La digitalización integral de la piscina ya es posible a través de Fluidra Connect. Este sistema es revolucionario porque permite manejar todos los aparatos integrados en la piscina y el jardín desde un único programa. Fluidra Connect no solo es capaz de conocer el estado del agua y su temperatura, también facilita que el usuario pueda manejar los sistemas de iluminación o de riego, las cascadas de agua y los programas de filtración, entre otros. La aplicación que puede descargarse, igualmente, sin ningún coste, permite contactar con los profesionales del sector más cercanos para delegar el servicio de mantenimiento.

Para conseguir una piscina totalmente inteligente es necesario integrar el dispositivo Connect Box, que se conecta a internet de forma sencilla a través de cable o via wifi a un router o módem.

Con una piscina inteligente, nuestra mayor preocupación será disfrutar de ella y decidir en qué momento salir del agua.

Por qué deberías conectar tu piscina a Internet

El Internet of Pools ha llegado para quedarse. Este innovador concepto, desarrollado por el grupo multinacional Fluidra, se basa en la aplicación del Internet de las Cosas al sector de la piscina y el jardín y, gracias a su versatilidad y facilidad de uso, solo es cuestión de tiempo que transforme por completo la gestión diaria de las instalaciones acuáticas. Continuar leyendo “Por qué deberías conectar tu piscina a Internet