17
Ene

¿Un chapuzón bajo el sol en enero? Recomendamos tres balnearios naturales situados en enclaves únicos en los que disfrutar de las propiedades del agua termal durante todo el año.

Laguna Azul, Islandia

En el sudoeste de Islandia, sobre una formación de lava en la península de Reykjanes, descansa la Laguna Azul (Bláa lónið, en islandés). Gracias a las propiedades de sus aguas templadas, este gran balneario geotermal se ha convertido en uno de los principales atractivos turísticos del país.

Rica en minerales como silicio y sulfuros, el agua de la Laguna Azul se mantiene a una temperatura media anual de 40 ºC y ayuda a combatir los síntomas de las enfermedades de la piel, como la psoriasis. Cabe destacar que el balneario cuenta con un centro de investigación médica dedicado al estudio de las propiedades del agua rica en minerales.

Blue_Lagoon people thecoolpool

Lago Hévíz, Hungría

El Hévíz ocupa una superficie de 5 hectáreas y es el lago termal más grande de Europa y el segundo mayor del mundo, por detrás del neozelandés lago Tarawera. Situado junto al lago Balaton, en Hungría, el Hévíz presenta unas corrientes tan fuertes que se cree que sus aguas se renuevan a diario.

El agua templada del Héviz contiene propiedades beneficiosas contra los trastornos reumáticos y los problemas de motricidad. Otra de las características del lago son sus nenúfares, que ayudan a proteger el ecosistema, frenan la evaporación y protegen el lodo terapéutico del fondo.

Hévíz_thecoolpool

Pamukkale, Turquía

La zona natural de Pamukkale (“castillo de algodón”, en turco) se encuentra en el valle del río Menderes, al sudoeste de Turquía. Sus aguas termales son el resultado de la actividad volcánica subterránea de la región. Con el paso del tiempo, pequeños terremotos han ido confiriendo a Pamukkale su característica estética, formada por terrazas de piedra blanca.

Pamukkale fue declarada Patrimonio de la Humanidad en 1988 y anualmente recibe la visita de miles de turistas dispuestos a disfrutar de su clima temperado (incluso en los meses de invierno) y de las propiedades terapéuticas de sus aguas, muy ricas en minerales.

Pamukkale_thecoolpool